« VIÑETA | Inicio | VIÑETA »

Comentarios

Curro Alvarez.

El periodista Carrascal despotrica en contra del nacionalismo vasco y eleva a las alturas el idem. español.

Con estos se entiende muy bien Anasagasti.

¿Qué hacemos con los nacionalistas?
JOSÉ MARÍA CARRASCAL
Ala postre, el problema del PP es el de España: ¿cómo tratar con los nacionalistas? Hay quién dice que el único trato es darles los «Buenos días». Hay quien sostiene que no queda más remedio que la negociación. En el Congreso de Valencia se ha impuesto, como en otras cosas, una postura intermedia: dialogar con ellos.
Es lo más lejos que podemos ir. Dialogar, no negociar. Negociar significa dar algo para obtener algo a cambio. Pero los nacionalistas sólo toman, no dan. Y cuanto más se les da, más piden. Para ellos, negociar es una ristra interminable de demandas y quejas. Sin agradecer lo más mínimo lo que se les da. Al revés, lo toman como la confirmación de sus derechos, dando pábulo a nuevas reivindicaciones, inventadas la mayoría. Negociar con ellos, en suma, tiene el mismo sentido que negociar con una pared que avanza hacia nosotros. Sólo conciben el pacto como reconocimiento de su postura. Su postura es que no son españoles, que deben, por tanto, separarse de España. Díganme cómo se puede negociar y, aún menos, pactar con gente así.
Y no sólo por respeto a España, sino por respeto a los derechos humanos. Como se ha demostrado hasta la saciedad, los nacionalistas no sólo no respetan a la nación española. Tampoco respetan a aquellos «compatriotas» que no aceptan sus tesis. Los consideran traidores, y, caso de imponerse, lo primero que harían con ellos sería expulsarlos o algo peor. Y eso no puede permitirlo un Estado de Derecho como el nuestro.
Al fondo está la naturaleza misma del nacionalismo étnico o cultural. No se trata de una opción política. Estamos ante un sucedáneo de religión pagana, en la que la nación ha sustituido a Dios. Lo que justifica todo, desde la mentira a la violencia. Escuchen a Ibarretxe ante la cama de Ramón Recalde, víctima de un atentado: «En Euskadi se vive muy bien». Y lo peor es que, muy posiblemente, está convencido de ello.
Lo que se esconde detrás de este tipo de nacionalismo es un déficit de personalidad. Son individuos incapaces de sostenerse por sí solos, que necesitan apoyarse en el colectivo nacional para compensar su insignificancia. Sólo así sienten que son algo, alguien, aunque sea sólo la célula de un todo. Si se esfumara ese soporte, desaparecerían. De ahí que luchen desesperadamente para mantenerlo, sin pararse en cualquier tipo de consideraciones, lógicas o morales. Son cruzados de la causa, fanáticos del colectivo.
Pero el mundo no va por ahí. Va justo en sentido contrario. La humanidad avanza hacia el individualismo. Las personas cuentan cada vez más, adquieren un creciente protagonismo. El individuo es el mañana. El colectivo, el ayer, pero quien ha diluido su personalidad en él hará cuanto esté en su mano para mantenerlo, incluido todo tipo de aberraciones.
Con gente así no se va a ninguna parte, a no ser que se esté dispuesto a ir adonde ellos quieren. Y eso, de ninguna manera. Ya hemos tenido colectivismo de sobra.

Iñigo.Treviño

Anasagasti, una de las mayores majaderías que por aquí se han visto escritas es cuando usted escribre sobre López Garrido:

--"le afee el hecho porque además es un jacobino y un madridista acérrimo".--


Claro, yo que soy bético, seguro que me mandaría a la hoguera si pudiera. En fin, sus "chorradas" son dignas de admiración, no exentas de preocupación.

Si los dos tenemos el mismo concepto de lo que representa ser "jacobino", no hace falta mirar tan lejos; veo muchos, pero muchos jacobinos en su entorno íntimo.

En algo estamos de acuerdo y espero no sirva de precedente. Ma cae fatal López Garrido.

Verifica el comentario

Vista previa del comentario

Esto sólo es una vista previa. El comentario aún no se ha publicado.

Ocupado...
El comentario no se ha podido publicar. Tipo de error:
Se ha guardado el comentario. Los comentarios están moderados y no aparecerán hasta que se aprueben. Publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Publicar un comentario

Los comentarios están moderados, no aparecerán hasta que no se aprueben.

Tus datos

(El nombre es obligatorio. La dirección de correo no aparecerá en el comentario.)

Mi foto

Twitter

Buscar


abril 2020

lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30